sábado, 24 de abril de 2010

*Memoria-Presente




Aprender a soltar las situaciones, nos ayuda a vivir un presente que no retiene, no agarra, no se ata a las cosas y al no acumular, no debería dejarnos huellas. A la memoria, siempre se agarra el miedo, que no nos permite soltar la ilusión del pasado y que vive a partir de proyectar todo lo que tiene acumulado. Por otro lado, supone un mecanismo para agarrarnos a algo y sentirnos seguros. Muchas veces, pensamos y actuamos en función del próximo día y por ello, el presente no es en si mismo sino en relación con un futuro por llegar.
La imaginación no debe ser pues un fin en si mismo sino un medio para vivir desde un presente creador y en el que demos vida a nuestro Ser real.


1 comentario:

AGUSTIN FERNANDEZ DEL CASTILLO SUARDIAZ dijo...

Hola Tania,

Gracias por tu artículo

Buen dÍa,
Agustin